Filtrar por

Fabricante

Mostrar todo

Preocupación

Filtro
Mostrando 1 - 12 de 1376 productos

VER MÁS PRODUCTOS

Tipos de higiene Ver más

 

Cuidado bucal

Presume de sonrisa y de una higiene bucal a la altura de un profesional. Evita la acumulación de gérmenes, bacterias y la aparición de caries, sarro o infeccione... Ver más

Tipos de higiene

 

Cuidado bucal

Presume de sonrisa y de una higiene bucal a la altura de un profesional. Evita la acumulación de gérmenes, bacterias y la aparición de caries, sarro o infecciones como la gingivitis. Para ello, utiliza dentífricos y colutorios adaptados a tus necesidades: encías sensibles, prevención de caries, con flúor… No te olvides del hilo dental. Y si quieres ir un paso más allá en tu cepillado diario, apuesta por los cepillos eléctricos.. 

 

Higiene y cuidado corporal 

Tu piel necesita que la trates, cuides y mimes como se merece. Apuesta por productos para limpiarla en profundidad como geles de ducha y espumas de baño. Después, no olvides nutrirla con lociones y cremas corporales. Una piel hidratada es una piel a prueba de balas. Además, en el día a día, el uso de desodorantes es un complemento fundamental. 

 

Higiene íntima

Si hay un tipo de higiene diaria que requiere nuestra atención, es la higiene íntima. ¿El objetivo? Evitar infecciones y enfermedades. Sobre todo, en las zonas íntimas femeninas. Debido a sus características propias, necesitan un cuidado diario específico y adaptado a sus necesidades. Además, puedes incluir algunos consejos para mantener la zona limpia y libre de enfermedades:

 

  • Cambia tu ropa íntima a diario y lávala con productos que no sean demasiado agresivos. No olvides aclararla correctamente. 
  • Evita ropa demasiado ajustada. De esta forma, podrás prevenir rozaduras y la acumulación de humedad. 
  • Utiliza productos adecuados para limpiar estas zonas, como geles íntimos. 
  • Limpia la zona perineal de adelante hacia atrás para no arrastrar gérmenes. 
  • Durante la menstruación, cambia de forma regular y con frecuencia tus paños y complementos sanitarios. 
  • A la hora de mantener relaciones sexuales, lava tus manos y zona genital antes y después. 

 

Trucos para mantener una correcta rutina de higiene

 

  • ¿La ducha? Todos los días. O un baño. Tú decides, pero al limpiar tu piel diariamente podrás evitar acumulación de gérmenes, infecciones y enfermedades. Para ello, utiliza jabones o geles de baño que sean adecuados para tu piel.
  • Seca bien tu cuerpo. Puede parecer una tontería, pero la acumulación de humedad favorece la aparición de infecciones y enfermedades. Pon especial atención en las zonas más delicadas, como los pliegues de la piel, pies, axilas y zonas íntimas. 
  • Lava tus manos de forma regular. Sobre todo, si vas a comer o cocinar. Las manos son la parte del cuerpo que está en constante contacto con gérmenes y bacterias. Utiliza jabón de manos y gel hidroalcohólico para desinfectarlas. 
  • Productos para los malos olores. Además de prevenir situaciones desagradables producidas por la sudoración excesiva, mantendrán tu cuerpo fresco. Para ello, podrás escoger entre un sinfín de fragancias y formatos de desodorantes y colonias. 
  • La higiene bucal, la gran olvidada. No la descuides. Lava tus dientes después de las comidas y emplea productos especiales para esta área. 

 

Tipos de higiene

 

Cuidado bucal

Presume de sonrisa y de una higiene bucal a la altura de un profesional. Evita la acumulación de gérmenes, bacterias y la aparición de caries, sarro o infecciones como la gingivitis. Para ello, utiliza dentífricos y colutorios adaptados a tus necesidades: encías sensibles, prevención de caries, con flúor… No te olvides del hilo dental. Y si quieres ir un paso más allá en tu cepillado diario, apuesta por los cepillos eléctricos.. 

 

Higiene y cuidado corporal 

Tu piel necesita que la trates, cuides y mimes como se merece. Apuesta por productos para limpiarla en profundidad como geles de ducha y espumas de baño. Después, no olvides nutrirla con lociones y cremas corporales. Una piel hidratada es una piel a prueba de balas. Además, en el día a día, el uso de desodorantes es un complemento fundamental. 

 

Higiene íntima

Si hay un tipo de higiene diaria que requiere nuestra atención, es la higiene íntima. ¿El objetivo? Evitar infecciones y enfermedades. Sobre todo, en las zonas íntimas femeninas. Debido a sus características propias, necesitan un cuidado diario específico y adaptado a sus necesidades. Además, puedes incluir algunos consejos para mantener la zona limpia y libre de enfermedades:

 

  • Cambia tu ropa íntima a diario y lávala con productos que no sean demasiado agresivos. No olvides aclararla correctamente. 
  • Evita ropa demasiado ajustada. De esta forma, podrás prevenir rozaduras y la acumulación de humedad. 
  • Utiliza productos adecuados para limpiar estas zonas, como geles íntimos. 
  • Limpia la zona perineal de adelante hacia atrás para no arrastrar gérmenes. 
  • Durante la menstruación, cambia de forma regular y con frecuencia tus paños y complementos sanitarios. 
  • A la hora de mantener relaciones sexuales, lava tus manos y zona genital antes y después. 

 

Trucos para mantener una correcta rutina de higiene

 

  • ¿La ducha? Todos los días. O un baño. Tú decides, pero al limpiar tu piel diariamente podrás evitar acumulación de gérmenes, infecciones y enfermedades. Para ello, utiliza jabones o geles de baño que sean adecuados para tu piel.
  • Seca bien tu cuerpo. Puede parecer una tontería, pero la acumulación de humedad favorece la aparición de infecciones y enfermedades. Pon especial atención en las zonas más delicadas, como los pliegues de la piel, pies, axilas y zonas íntimas. 
  • Lava tus manos de forma regular. Sobre todo, si vas a comer o cocinar. Las manos son la parte del cuerpo que está en constante contacto con gérmenes y bacterias. Utiliza jabón de manos y gel hidroalcohólico para desinfectarlas. 
  • Productos para los malos olores. Además de prevenir situaciones desagradables producidas por la sudoración excesiva, mantendrán tu cuerpo fresco. Para ello, podrás escoger entre un sinfín de fragancias y formatos de desodorantes y colonias. 
  • La higiene bucal, la gran olvidada. No la descuides. Lava tus dientes después de las comidas y emplea productos especiales para esta área. 

 

Regala Primor

Compra nuestra tarjeta de regalo digital
¡y despreocúpate!

Tarjeta Regalo
Tarjeta Regalo
Tarjeta Regalo

Producto añadido correctamente a su carrito de la compra

Cantidad
Total
Hay 0 artículos en su carrito. Hay 1 artículo en su carrito.
Total productos (impuestos inc.)
Total envío: (sin IVA) ¡Envío gratuito!
Total (impuestos inc.)